lunes , noviembre 20 2017
Inicio / Belleza / Hombres con perilla, todo lo que debes saber

Hombres con perilla, todo lo que debes saber

La belleza ha dejado de ser monopolio de las mujeres. Actualmente muchos hombres dedican mucho tiempo a cuidar su imagen. Algo que era impensable hace unos cuantos años es ahora de uso común. Llevar perilla ha aportado nuevas posibilidades al hombre del sigo XXI. En la actualidad la belleza de los hombres es más pública. Se da una actitud mucho más permisiva que en épocas no muy remotas. Hay más espacios donde los hombres pueden expresar su preocupación por la belleza y la apariencia física, además de un reconocimiento social. Existen diversos factores que han promovido los cambios en la estética masculina. Por ejemplo, las modificaciones en los modelos familiares, la inserción de la mujer en el mundo laboral y, sobre todo, los nuevos modelos difundidos a través de los medios de comunicación. En estos ha tenido una presencia importante la perilla. Cada vez hay más hombres que la portan. Ya sea de un tipo u otro, del más clásico al más innovador, la perilla es uno de los adornos faciales más curiosos e interesantes que puede llevar un hombre. Razones para llevarla Muchos hombres llevan perilla para dar una imagen de madurez y mayor edad. Pero en la mayoría de los casos el motivo es estético. El pelo facial puede disimular algunas imperfecciones del rostro. Por ejemplo el volumen de los labios, algún tipo de marca sobre la piel, papada, etc. La perilla viene a cumplir el papel que realiza el maquillaje para muchas mujeres. La perilla complementa la cara. Rompe la simetría en el caso de los hombres calvos o rasurados al cero. También es un accesorio ideal para modernizar la imagen de quien la lleva. Además es sencillo dejársela. Generalmente los hombres cuidan personalmente de ella. Con el tiempo se adquiere más habilidad y control a la hora de su arreglo. Con ello se incrementan las posibilidades de cambiar de forma, largura e incluso color. tipos de barbas El cuidado diario Es fundamental, a la hora de su cuidado, que la perilla cumpla ciertas normas. La primera es que esté bien delimitada. Para ello no se debe sobrepasar el punto más alto que dibujan los labios al sonreír. Si en los primeros días se nota un molesto picor, se puede aliviar con unos polvos de talco. La densidad de los folículos capilares no depende de cada persona, es un tema genérico. Algunos hombres con niveles correctos de testosterona apenas tienen la posibilidad de portar una perilla con cierta pilosidad. Popularmente se ha creído que afeitarse con más frecuencia ayuda a que crezca más el vello, pero es algo incierto. Rostros y perillas Dependiendo de la forma del rostro, las perillas pueden cambiar. Si el rostro es redondo las patillas lo alargan. La perilla clásica, es decir cerrada alrededor de la boca o una línea de pelo a lo largo de la mandíbula, tiene el mismo efecto. Si el rostro es cuadrado, el bigote es un buen complemento para la perilla. Este puede ser fino o espeso y largo. El bigote junto a la perilla se denomina “barba partida”. En un rostro alargado las patillas deben ser rectas, a la altura del lóbulo de la oreja. El pelo de la barbilla debe cubrir únicamente el mentón. Es la denominada “barba de chivo”. Para un rostro cuadrado se recomienda cualquier tipo de perilla. Por ejemplo el “fliege”. Esta palabra en alemán es la definición de la conocida “perilla mosca”. Crece entre el labio inferior y la barbilla. Forma un triángulo muy pequeño de alrededor de un centímetro de lado, con una punta hacia abajo. Se sitúa entre el mentón y el labio inferior.

Artículos populares

Quizás te interese

Recibidores modernos: Porque la primera impresión es importante

Quizás el recibidor no sea la parte de la casa a la que más le …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *