martes , octubre 17 2017
Inicio / Salud / La naranja: tu aliada para recuperar tu peso tras los excesos del verano
beber zumo de naranja

La naranja: tu aliada para recuperar tu peso tras los excesos del verano

Depurativa, ligera, refrescante y deliciosa. Hablamos de la naranja, uno de los cítricos que más pueden ayudarte en esta época del año. Y te preguntarás ¿Por qué? Con la llegada de septiembre son muchos los que ya han acabado sus vacaciones y vuelven a la rutina, lo que implica también subirse a la báscula de nuevo después de días de excesos (tapitas, helados, cañas, tintos de verano…), menor actividad física y más relax en las comidas.

En este contexto, es probable que la cifra que refleje la báscula no sea exactamente la misma de antes del verano, ya que, según varios estudios, el incremento de peso tras las vacaciones puede cifrarse en hasta 2,5 kilos de más, siendo especialmente destacable en personas poco dadas a las dietas y a la práctica de deporte.

Y aquí es donde entra la naranja: es un buen momento para usar y abusar de aquellos alimentos que nos ayuden a depurar nuestro organismo y a perder peso de forma natural, siendo este cítrico uno de los más destacados. Veamos porqué:

-. La naranja es rica en flavonoides: que le confieren un importante efecto depurativo, ayudándote a eliminar toxinas de tu cuerpo de forma natural.

-. Tiene un alto contenido en vitamina C: lo que la convierte en una fruta con un poderoso efecto antioxidante, ideal para mantener nuestro cuerpo joven y para evitar enfermedades degenerativas, arteriosclerosis, cáncer…. Además, gracias a su Vitamina C, las naranjas refuerzan las defensas del organismo y te ayudan a protegerte de resfriados y catarros, habituales en periodos de cambio de estación como el que se avecina. Asimismo, debido a este aporte en vitamina C, la naranja ayuda a la absorción intestinal del hierro.

-. Proporciona un importante aporte de fibra: lo que ayuda a combatir el estreñimiento (habitual cuando se cambia de hábitos y de alimentación en verano) y a mantener limpios nuestros intestinos. Además, gracias a esta fibra (la pectina) las naranjas son también un poderoso aliado para normalizar los niveles de colesterol en sangre.

-. Contiene minerales necesarios para el correcto funcionamiento del organismo: como magnesio, potasio o fósforo, que la convierten en un diurético natural y ayudan a bajar la presión arterial, entre otros beneficios.

-. Es baja en calorías: lo que la convierte en un alimento incluido en la mayoría de dietas para perder peso y en un excelente tentempié cuando tenemos hambre, puesto que este cítrico tan solo aporta unas 45 calorías por cada 100 gramos.

Es un buen momento para volver a la rutina y comprar naranjas para convertirla en tu mejor aliada para esos excesos que nos han ganado algún kilito de más…

Quizás te interese

¿Qué significa la citólisis? ¿A quién puede afectar?

La gran cantidad de palabras en el mundo de la medicina que existen para describir …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *